jueves, 10 de abril de 2008

El AVE quiere cortarle el vuelo a las bicicletas

Esta apuesta por la velocidad del AVE y de los motorizados en las autopistas y autovías no es sino una apuesta por la velocidad, o lo que es lo mismo, una apuesta por la muerte. La relación entre velocidad y muerte no es meramente relativa a la mayor posibilidad de sufrir un accidente.

Las prisas, el estrés, significan también la muerte. La mayor contaminación de métodos de transporte que consumen mucha más energía es la muerte del entorno y la muerte del planeta por medio del calentamiento global.

Parece que la gente quisiera hacerlo todo rápido, cumplir cuanto antes lo que uno ha venido a hacer a este mundo y así poderse morir cuanto antes.

Ya lo dice el sentir popular: "La prisa mata"


Ocurrió a principio de los años 90, cuando el AVE a Sevilla se cargó una línea de regionales Madrid-Ciudad Real-Córdoba.
Ocurrió hace un par de años, cuando al inaugurar el AVE a Toledo se cargaron el regional de Madrid a Toledo.
Y ahora dicen en la Declaración de Impacto Ambiental del Estudio Informativo del AVE Madrid - Extremadura y Lisboa, que desaparece la línea de tren normal de Madrid a Extremadura.

Hay quien podría pensar que está bien, que una por otra. ¡PERO NO! Con la desaparición de estos trenes regionales (ahora llamados de Media Distancia), se imposibilita el poder comunicar la mayor parte de las poblaciones que actualmente están en esa línea.

Las personas que usan esta línea de ferrocarril son personas que lo hacen para ir a otras ciudades y no van a poder hacerlo más de ese modo tan sostenible. Son personas que no tienen o no quieren utilizar el coche, un vehículo mucho más contaminante. Y se les dejaría en una situación inaceptable, a merced de la carretera. Las velocidades más humanas están condenadas a desaparecer. Ahora hay que ir a toda velocidad por la vida, aunque ello nos cueste dicha vida.

¿Dónde está la utilidad pública del transporte? ¿Dónde está el compromiso político por lo social, por el acercamiento a las personas? ¿Es que sólo los que usan el AVE o viven en ciudades por donde pasa el AVE son personas? ¿No es acaso más público un servicio que acerca a los ciudadanos de las localidades de tamaño más modesto? ¿Por qué la creación de la línea del AVE tiene que significar el desmantelamiento de la otra línea?

Claramente es sólo una excusa para hacer lo que en realidad tenían ganas de hacer. La apuesta por la carretera y el AVE es clarísima y lo público y social, como el ferrocarril normal, es un estorbo a esas políticas insostenibles y contrarias a la protección del medio ambiente tanto urbano, como rural y global.

El AVE sólo comunica grandes núcleos de población y además no admite bicicletas, mientras que las líneas de Media Distancia todavía si las admiten (aunque deben claramente mejorar). Por lo tanto, la apuesta por la intermodalidad sostenible se vería mermada.

Y las comunidades de Castilla - La Mancha y Extremadura no han dicho nada, es decir, les parece bien lo que ha programado el Ministerio de Fomento cargándose el ferrocarril que comunica sus localidades. Eso sí, tendrán un AVE megasuperguay que irá muy rápido en esa loca carrera hacia la muerte.

Pero no nos vamos a quedar con los brazos cruzados. Estamos hartos de esperar a que las cosas cambien, pues cada vez vamos a peor. Ha llegado el momento de pasar a la acción. Se van a enterar.

Podéis ver dos artículos sobre el tema. Uno en amigosdelciclismo
y otro en ABCToledo

10 comentarios:

sinache dijo...

Vaya, o sea que si vuelvo a coger el AVE y quiero llevar la bici.. sólo me quedar meter la Brompton en su bolsa de "camuflaje" y hacerla pasar por equipaje. Y de bicis no-plegables, ni hablar. Pues está fatal y, como dices, cada vez nos lo ponen más difícil. Tanta sostenibilidad y tanta historia , para que luego nos encontremos con barreras absurdas donde no debería haberlas. Ánimos para seguir con el blog y un saludo!

mgr dijo...

A veces me parece que el estado español cede a las comunidades autónomas responsabilidades que deberían mantenerse en la mano del estado y gestiona cosas que no debería tocar. Una de ellas es el transporte regional. Cada comunidad autónoma debería organizar y pagar el transporte público dentro de su territorio (no precisamente con Renfe, hay más compañias de ferrocaril) y el AVE que se quede en las manos de Renfe. Asi se hace por ejemplo en Alemania. En mi país, Polonia, un pais con el gobierno muy centralizado, la gestión local de trenes hizo que se abrierón lineas clausuradas y aumentó el número de trenes regionales.

La única esperanza queda en la liberalización de mercado ferroviario a partir de 2010. Quiza haya una empresa privada para que valga poner trenes mas lentos (y mas baratos) y ganar la pasta con este servicio.

TomasdeAquino dijo...

Los propositos del Gobierno socialista son claros:
1) La SEOPAN se pone a ganar dinero a espuertas con los AVEs y las autovías.

2) Un AVE para ejecutivos que viven en las grandes ciudades y que además les pagan las empresas los caros billetes.

3) Los pardillos que les han dejado sin acceso al ferrocarril o no tienen dinero para AVE que se lancen a la peligrosa carretera bien en coche bien en autocar.

Pilar dijo...

sinache, ni siquiera podrás camuflar la Brompton en su bolsa. Recuerda que tienes que pasar un control en la estación antes de acceder al AVE.

Y de acceder a las Vías Verdes ya ni contemos. ¿Qué sentido tiene que la Fundación de Ferrocarriles Españoles promueva este tipo de turismo sostenible? ¿Para ir en coche?... Sin comentarios.

Anónimo dijo...

> ¿Por qué la creación de la línea del AVE tiene que significar el desmantelamiento de la otra línea?

porque, si la dejan, no cojería el Ave ni dios. ¿Doble de precio para ahorrar cuántos minutos???
Y no es que entonces no fuera rentable, que eso da igual, sino que evidenciaría la no necesidad del Ave. Mala cosa para los encargados de justificar su construcción.

Anónimo dijo...

La verdad es que cuando leo este tipo de "iniciativas" promovidas por un gobierno socialista, me pregunto en qué estarán pensando, pues una cosa es desarrollar infraestructuras para articular o vertebrar el territorio español interiormente y con sus países vecinos, y otra muy distinta es el fomento exclusivo de todo lo que tiene que ver con el favorecimiento de las comunicaciones entre grandes capitales en detrimento de los pequeños pueblos y ciudades, olvidando que tanto en éstos como en aquéllas vivimos much@s ciudadan@s/votantes cuya opción de vida es muy distinta a la del oligopolio neoliberal capitalista que pretenden imponernos las multinacionales, es decir, crecimiento ilimitado, coches, grandes desplazamientos, ingentes consumos de energía, contaminación, daños a la salud, aparatosa cifra de muertes y lesiones irreversibles en carretera,...
De seguir así las cosas es muy probable que una buena parte del electorado considere que el partido en el gobierno dilapida el capital que le ha sido prestado, y le retire su confianza, una parte quizá entregando sus votos al PP, pues para hacer políticas de derechas ya están ellos, y otra buena parte confiándolos a partidos más a la izquierda que el PSOE, como IU, con lo que la balanza en próximas elecciones puede inclinarse claramente a la derecha ya que, debido al sistema electoral vigente los votos hipotéticos que irían a este último partido conllevarían la disminución del número de escaños en el balance izda/dcha.
En fin, que como ya ocurrió en el pasado, una próxima victoria del PP no sería por méritos propios de este partido, sino porque el PSOE se la entregaría en bandeja por descuidar nuevamente la "S" de sus siglas.
En nuestras manos está intentar evitarlo.

Anónimo dijo...

yo diría que en SUS manos está empezar a hacer un poco de política de izquierdas, ¿no? ¡que el psoe es socialista no se lo creen ni ellos!

Don Biciclote dijo...

Si queremos que nuestros "líderes" empiecen a avanzar por el camino de la sostenibilidad y la vida, ya podemos esperar sentados... en nuestras bicicletas.

No sé qué me da que la bici se está convirtiendo o se va a convertir en una herramienta y símbolo de una revolución pacífica necesaria que no debemos eludir.

Y lo de no poderse llevar la plegable en el AVE en su bolsa, no me lo creo. Dentro de la bolsa es equipaje, cada uno se lleva lo que quiere. Pronto tengo un viaje de trabajo a Madrid. Estoy por llevarmela, ¡aunque sólo sea para dejarla en la consigna de Atocha! (porque voy acompañado y no podré ir en bici a la reunión)

Anónimo dijo...

Eso es, eso es. La pequeñita revolucioncita de las biciclectistas. Se van a enterar, que acabo de oir por aqui, a lo que me uno con mi chorro de voz, y energía. Y mi Bici Liberta.
Es por demás que los gobiernos con sus políticas estafadoras estan desestabilizando, y terminando con la poca sostenibilidad que pudiera tener RENFE hasta ahora. Es por demás que estos putorros Aves no puedan trasportar tres Bicis de nada, y que pesan nada. LAs Bicis a las Aves, que nos oigan. Yo por mi parte no he viajado nunca en este derroche de tren, ni pienso hacerlo. Es por ello mi deber, luchar para conseguir que Renfe no me siga dejando tirado en el apeadero, como si fuera una basura. Con Bici, o sin Bici, como persona, Renfe me tiene que oir.

Xavier dijo...

Soy de Barcelona y residente en Madrid. No tengo coche; en Madrid me muevo en bici. A Barcelona solía ir en el tresn estrella Costa Brava. Tengo cuatro hijos (la pequeña todavía no paga en RENFE)
En el Costa Brava, los seis en litera, ida y vuelta: 300 euros. En el AVE, lo mismo; 770 euros (es imposible encontrar tarifas baratss en mis franjas horarias de viaje). Y cuando pague la pequeñaja, esa diferencia va a aumentar. Y además, efectivamente, no puedo llevar bicis, cosa que hacíamos todos los veranos. OJALÁ llegue pronto esa revolución.